Derrame de petróleo genera desastre ambiental en Tibú

0
65

Nuevamente el río Tibú se convirtió en víctima del conflicto interno colombiano. Sus aguas volvieron a teñirse de negro por cuenta de un derrame de petróleo que deja, hasta ahora, a más 35.000 personas sin agua potable y a miles de peces, mamíferos, anfibios y reptiles en riesgo.

Para contrarrestar la situación la empresa activó un plan de contingencia que incluye la entrega de agua en carrotanques a la población, hasta tanto no sea superada la emergencia, la cual fue generada por el derrame de petróleo sobre el río Tibú el pasado fin de semana. La instalación de una válvula ilícita en el kilómetro 364 del oleoducto Caño Limón-Coveñas, en jurisdicción de la vereda Campo Seis, provocó el desastre que ha generado un enorme impacto ambiental. 

Ecopetrol intentó evitar que el crudo llegara a la bocatoma con la instalación de 29 barreras, sin embargo, sus esfuerzos fueron insuficientes. El hecho de que el equipo técnico de la petrolera estatal que se trasladaba hacia Tibú, hubiera sido interceptado por un grupo armado que hurtó la camioneta en la que se desplazaban hacia el punto de control, permitió que se recrudeciera la situación.

Tras lo sucedido, el Ejército se trasladó a la zona para garantizar la seguridad de los técnicos y operarios de Ecopetrol y, por tanto, la realización de los trabajos que permitan salir lo antes posible de la emergencia.

Compartir