Jenny Ambuila no pudo cumplir su detención domiciliaria porque debe el arriendo

0
899

Sigue la polémica por el caso de la familia Ambuila, ahora el nuevo capítulo corre por cuenta del lugar de reclusión de Jenny Ambuila, a quien un juez le ordenó la detención domiciliaria.

Lo que no contaba la joven es que cuando llegaba a su domicilio, no pudo entrar dado que debía dos meses de arriendo, y el propietario de la casa canceló el contrato ante los incumplimientos.

“Los patrulleros manifiestan que la señora no puede ingresar al inmueble, como así lo decidió el propietario de la casa”, señala un documento en el que quedó consignado el hecho.

Por el momento Jenny Ambuila está disposición del Inpec en Jamundí mientras se resuelve su situación.

Compartir